Cómo superar el bajón de mirar las visitas de tu web

Cómo superar el bajón de mirar las visitas de tu web

Iniciar una nueva web y obtener resultados inmediatos es complicado.

Si partes de una base cero, no vas de la mano de ningún influencer, no tienes contactos de primer nivel que puedan darle difusión a tu web o blog, partes de un dominio nuevo y te quieres posicionar en un campo en el que hay muchos y grandes expertos que te llevan años de ventaja a nivel de contenidos, posicionamiento, links, referencias y visibilidad… lo normal es que cuando lleves diariamente visites las visitas de tu blog te lleves una desagradable sorpresa.

Nadie entra. Ni siquiera tu madre, que pasa por ser la persona para la que su hijo resume la perfección absoluta. Bueno, igual ella sí y es esa visita que sumada  a tu visita diaria para ver que el blog sigue online y la de tu amigo que confía ciegamente en tu proyecto son el mínimo de 3 que todos los días Analytics te indica que has tenido.

Todos -hasta Enrique Dans- hemos pasado por esa fase de mirar con expectativas Google Analytics para ver qué difusión está teniendo ese contenido que generamos con tanto cariño y cuyo alcance no pasa más allá de nuestros ojos.

Ante esta situación podemos optar por dos caminos:

  1. Pasar del número de visitas… ya que esto lo hacemos por puro placer y ni siquiera deberíamos de haber instalado la huella de Analytics J
  2. Trabajar duro y no decaer. Seguir fiel a los objetivos marcados en el blog y seguir trabajando los contenidos con el claro objetivo de mejora de los mismos.

Evidentemente, mi apuesta es la segunda.  Realizar y publicar una web es una tarea relativamente sencilla. Obtener rendimiento más allá de la mera presencia corporativa es un trabajo arduo. Nuestros clientes no van a venir a buscarnos, tenemos que ponernos ante sus ojos para que nos vean.

Mi recomendación para superar  el bajón provocado al mirar las estadísticas de Google Analytics pasa por seguir nuestra estrategia inicial. Pensemos en positivo: Partimos de 0 y todo aquello que consigamos supone un aumento porcentual bestial. Trabajemos en nuestros contenidos, nuestro producto, servicio o marca. Generemos contenido de interés.

Tarde o temprano y con una correcta política de difusión de contenidos, de estrategia SEO, las visitas irán llegando. Y si nuestro producto es interesante, las conversiones vendrán de la mano.

Más del 90% de los blogs que se inician mueren por abandono al poco de empezar… no permitas que el tuyo esté dentro de ese rango.

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × 3 =