Diseñando la ficha de producto perfecta

En el momento de diseñar una ficha de producto para nuestro ecommerce hay que aplicar una máxima: Menos es más.

Hay que olvidarse de estructuras sobrecargadas y coloristas, dejando bien claro nuestro producto, las ventajas del mismo, como conseguirlo y las opiniones de los usuarios:

  • Titular de nuestro producto atractivo. Que quede claro que es lo que estamos ofreciendo
  • Imágenes atractivas de nuestro producto. Si es necesario invertir en un profesional o en un estudio fotográfico para que las fotos de nuestros productos queden sumamente atractivas, será una buena inversión. Siempre es más fácil vender aquello que entra directamente por los ojos
  • Claridad y concisión en describir nuestros productos. Para aquel que requiera más información le dejaremos la opción habilitada al efecto, pero de un primer vistazo tienen que verse las bondades de nuestro producto.
  • Un mensaje de llamada a la acción importante: “Compra ahora”, “Resérvalo ya”, … acompañados de botones de llamadas a la acción que indiquen los siguientes pasos a realizar (“Compra”, “Reserva gratis”,…) altamente visibles y accesibles.
  • Sencillez. Hay que tratar de obviar todos aquellos elementos que puedan suponer una distracción en la navegación de la ficha de producto (redes sociales), sin embargo si que es recomendable incluir elementos que aporten confianza al usuario (pago seguro, sellos de confianza online, …)
  • Opiniones de usuarios. Es muy interesante mostrar las opiniones de los mismos ya que aportan ese plus de personalización y confianza a nuestra tienda. Evidentemente podemos encontrarnos con opiniones negativas que hay que saber gestionar: Si nuestro producto no está a la altura es una potente herramienta de feedback, si son malintencionadas, la comunidad –por norma general- sabrá discernir cuales son intencionadas o no. Lo mismo que si solo admitimos aquellas opiniones superpositivas… la audiencia no es tonta.

 

En resumen, los detalles anteriores se podrían resumir en el siguiente diseño:

 

mockup-ficha-producto

 

Estos elementos son básicamente desde el punto de vista estético, aunque muchos de ellos tienen consonancia con indicaciones SEO que mejorarán el posicionamiento de nuestra landing de producto

  • Uso de tag H1 único por página, en este caso para la keyword de la misma donde se incluirá la ficha de producto
  • Usar densidad de keyword dentro de la descripción de nuestro producto, a través de la pequeña descripción y, sobre todo, a lo largo de esa información más ampliada que dejamos para aquellos que estén más interesado en información de nuestro producto. Muy importante destacar que esta información debería de ser única (y propia) y no contenido duplicado para evitar penalizaciones del algoritmo de Google.
  • Las imágenes utilizadas debería de estar correctamente etiquetadas (ALT) y correctamente optimizadas. Una imagen no optimizada ralentiza la carga de la web, perjudicando la experiencia de usuario y afectando de forma negativa al posicionamiento de nuestra web atendiendo a factores de WPO

Sencillez. Simplicidad. Cero distracciones… Así debería de ser el diseño de una landing optimizada de producto

El principio de menos es más aplicado al diseño web

En el campo del desarrollo web, como en casi todo, las tendencias de diseño están a la orden del día. Hemos pasado de estructuras recargadas, animaciones por doquier, sonidos que nos persiguen y poco estructuración de contenidos a desarrollos limpios, puros, sencillos y elegantes, de fuentes claras y fáciles de leer e imágenes grandes y atractivas.

El concepto de menos es más aplicado al desarrollo web. Menos elementos que no aportan nada (salvo perdernos en la navegación) para obtener más conversiones, mejor experiencia de usuario.

Las influencias de los nuevos sistemas operativos están presentes en el diseño web. Quien no ve una clara correlación entre el sistema operativo de Apple (con su gran cuota de mercado en todos sus dispositivos) y el diseño plano y sencillo de las actuales webs.

Además, este nuevo concepto de diseño también va asociado a una serie de estructuras que funcionan en la actualidad. Cada tipo de página va asociado a un formato de página que está más o menos estandarizado y que casi todos tomamos por base. ¿Por qué es así? Bien sencillo: somos animales de costumbres, enseguida identificamos un ecommerce por la disposición del carrito, los sidebar con las categorías de productos, los filtros de precios, etc… El usuario está familiarizado con este tipo de estructuras y salirse de ahí puede conllevar que la experiencia en la navegación del mismo no sea todo lo positiva que desea. Siempre es deseable innovar, aportar cosas nuevas, pero mirando siempre la cuenta de resultados. De nada nos serviría tener la web más atractiva del mundo si el usuario no sabe donde esta localizado el menú.

Además los razonamientos enumerados anteriormente, el concepto de menos es más aplicado al diseño web aporta otra serie de ventajas.

Al reducir los elementos de “distorsión” le damos más importancia a aquellos elementos en los que queremos focalizar la atención. Nuestro mensaje e imágenes son los que aportan el valor de la web. Nos centramos en el contenido, en lo importante, no en el continente.

Menos elementos supone menos carga de la web. Si simplificamos los elementos a mostrar en nuestra web (y la forma de hacerlo) mejoramos la experiencia de usuario a nivel de tiempos de carga. Las cargas eternas aderezadas con animaciones previas son de épocas pasadas a las que no hay que volver de ninguna manera.

Esto último también mejora el WPO, es decir, a efectos SEO, mejoramos la forma en la que los robots nos miran.

Diseños más sencillos permiten que podamos aplicar un responsive design de forma más sencilla que sí utilizamos estructuras muy complejas. Nuevamente, mejoramos la experiencia del usuario al poder ofrecerle al usuario una web adaptada al dispositivo en el que esté realizando la navegación.

Es definitiva, parecen claras las ventajas que aporta el diseño plano, el diseño sencillo basado en contenidos de calidad y abandonando los artificios de tiempos pasados.

 

Social Locker – Cómo conseguir mayor difusión social

Una forma de conseguir mayor difusión social de nuestros contenidos puede pasar por “ocultar” parte de nuestro contenido interesante a cambio de cierto compromiso por parte del usuario. En cierta forma, es un acuerdo al 50%: Nosotros mostramos más información si el visitante de la web previamente comparte el post.

Social Locker es un plugin para WordPress obliga al usuario a hacer clic en los botones sociales con el objetivo de obtener algo “mas”. En cierto modo es ofrezcer un contenido “premium” a cambio de un share por perfiles sociales. Una contraprestación bastante justa que, por otro modo, aporta mayor difusión a nuestro contenido (para ello habrá que levantar amplias expectativas sobre lo que podemos llegar a ofrecer… y que luego estas se cumplan).

social-locker

La instalación del plugin se puede hacer desde el repositorio de WordPress de manera sencilla … y su inclusión en las distintas entradas viene definida a partir de un shortcode. Más sencillo, imposible.

Su presentación, similar a lo que veis en la parte inferior. Así que si queréis acceder al contenido oculto ya sabéis lo que toca 🙂

[sociallocker]¡Gracias por compartir esta entrada! En este caso, no he dejado nada extra una vez compartido, todo el compartido premium viene en la parte superior :-)[/sociallocker]

PD.: Este blog seguirá con contenido totalmente abierto, esto es simplemente una prueba de uso del plugin 😉

 

Como crear una landing page optimizada

Podríamos definir una landing pages como una página de “aterrizaje” a nuestra web, la página por la que un usuario empieza la navegación en nuestro sitio web, lo habitual es que responda a la venta de un producto o un servicio que ofrecemos.

En este caso, pretendemos que el mensaje queda muy claro desde el principio para generar, en la medida de lo posible, las mayores conversiones posibles y las llamadas a la acción “call to action” sean lo más altas posibles.

Para ello debe quedar claro 3 conceptos: Qué se ofrece, que ventajas se obtiene con el producto/servicio en cuestión y cómo puedo conseguirlo. Mensajes directos, sin rodeos, y que inviten a convertir.

Estás páginas debería de responder a una cierta estructura para conseguir optimizar su cometido. ¿Por qué hacerlas según los parámetros siguientes? Porque necesitamos captar la atención del visitante para que nuestra acción sea altamente efectiva.

Partimos de la base de que, como usuarios, cada día recibimos decenas de correos con ofertas, enlaces con información aparentemente atractiva vía redes sociales o realizamos búsquedas donde creemos que los enlaces elegidos nos llevan a páginas que contienen la información que necesitamos (y que luego vemos en los segundos de escaneo que dedicamos a la página que, a simple vista, no encontramos lo que estamos buscando).

Para conseguir una landing page perfecta tenemos que ajustarnos a las siguientes características:

  • Sencilla: Con una estructura clara. Que en un primer vistazo se obtenga toda la información que queremos ofrecer (qué ofrecemos, qué ventajas aporta y cómo conseguirlo). No pongamos los innumerables beneficios que tiene nuestro producto o servicio posee. Menos es más, así que destaquemos 2-3 ideas sencillas del mismo.
  •  Diseño adecuado a nuestro producto, servicio y target. Usemos la tipología y gama cromática adecuada a nuestro visitante potencial. Por ejemplo, si lo nuestro es el diseño minimalista, no empleemos fondo de colores recargados, fuentes enormes….
  • Un título atractivo que incite a seguir leyendo una breve descripción del servicio o producto que ofrecemos (las ideas mencionadas en el primer punto). En este título no olvidemos los criterios de SEO/SEM incluyendo -debidamente etiquetado con tag h1- las palabras clave por las que nos queremos posicionar.
  • Una imagen sugerente, atractiva… que incite o evoque los beneficios que podemos obtener si completamos la acción que nos sugiere nuestra landing page.
  • Formulario sencillo. Hay que pedir los datos justos, los necesarios… ya tendremos tiempo de recabar más información si esta es necesaria, pero no exijamos que el usuario nos cumplimente muchos datos porque no conseguiremos nuestro objetivo. A menor cantidad de datos solicitados, mayores posibilidades de conversión.
  • Call to action visible. Las llamadas a la acción (botones) que sean visibles, que tengas copys atractivos, que inciten a hacer click.

Sencillez, claridad y mensaje directo como resumen de una landing page optimizada que atraigan la visita de clientes potenciales, los retengas hasta que “absorban” la información que les mostramos y aumentemos el ratio de conversión (que nuestro visitante nos deje sus datos vía formulario, se descargue un archivo, se haga follower/fan de nuestras páginas en redes sociales, etc…)

Todo esto es mejorable con factores como la velocidad de carga –que no se eternice la carga de nuestra página, ya que eso desespera al visitante e incita al abandono- o la distribución de los elementos en nuestra landing.

La estrategia inicial seguida en este blog

La estrategia inicial seguida en este blog

Ha pasado algo más de un mes desde la apertura de este blog y es momento de hablar de estrategia. De la estrategia seguida en el mismo.

Cada blog, cuando nace tiene que tener definida una estrategia, un fundamento. Una idea sobre la que girar y que tiene que estar continuamente en revisión, según vamos viendo que se van cumpliendo los objetivos que vamos marcando y los nuevos que vamos definiendo por el camino.  Posiblemente, este sea uno de los puntos más importantes de un blog: la definición continua de objetivos, ya evitar caer en la monotonía y obliga a buscar la consecución de los mismo (ya sean incrementar suscriptores, conseguir mayor cantidad de visitas, generar oportunidades de negocio, etc…). Estos objetivos deberían de estar siempre presentes, bien visibles y que sean medibles reales (de nada sirve plantearse objetivos imposible de cumplir).

El blog es una entidad viva y, como tal, tiene que estar en continua evolución, para ello hay que jugar con los siguientes conceptos:

  • Darle dinamismo a los post, alternando post de distintos tipos (más cortos con ideas sencillas, más largos con ideas ampliamente desarrolladas, …)
  • Utilizar distintos formatos de post, usa infografías, incorpora estadísticas, imágenes
  • Ser social… entendiendo como tal la posibilidad sencilla de que el contenido pueda ser difundido por cualquier medio social
  • Guest blogging o colaboraciones de terceros: Tu contenido es interesante… pero ¿cómo podría beneficiar que un tercero –a poder ser experto o influencer– colaborara en tu blog? Solo se me ocurre de una forma: POSITIVA. Es complicado que algún experto quiera colaborar –porque tendrán miles de peticiones como la tuya y el tiempo es oro- pero no se pierde nada por intentarlo: Una entrevista sencilla, un post que complemente tu visión sobre una determinada materia… hay opciones para hacerlo. Analízalas.
  • Mejora tu contenido. Este debería de ser el objetivo numero 1. Siempre tratar de mejorar el contenido que se ofrece. El tiempo que cada lector le dedica a una entrada es valioso, hagamos que el retorno que obtiene por leer nuestro artículo le recompense.

Este blog tiene varios objetivos. El inicial es posicionarse en la temática que trato aquí. Para ello he seguido una política de publicación diaria de contenidos, siempre relacionados con los ámbitos que trato en el blog: Internet y todo el ecosistema web, la creatividad desde el punto de vista principalmente de la fotografía y el mundo de la empresa desde el perfil 2.0.

Lo principal para mi era generar hábito (y compromiso) de escritura. El hábito lo tengo, el compromiso lo he adquirido con un calendario planificado de publicaciones, que con un mes vista me define el 50% de los post a desarrollar (de forma más o menos aproximada).

Igualmente importante es posicionar temáticamente el blog. Que el lector que entre al blog sepa rápidamente qué es lo que se va a encontrar y cual es la línea editorial del mismo.  Y además, que haya variedad de contenidos dentro del ámbito de desarrollo.

Esas son las dos ideas iniciales y lo caminos para conseguirlo. Objetivos a medio plazo pasarán por la captación de suscriptores para facilitar la labor de lectura del blog, organizar contenidos en formato descargable de forma sencilla, … ideas que poco a poco se irán desarrollando.

Si has llegado hasta aquí, me gustaría saber tu opinión del blog en este primer mes y medio… ¿Qué te parece? ¿Encuentras contenido interesante? Ya sabes que tus comentarios son siempre bien recibidos 😉

Mis “amigos” de Facebook

Leía hace unos días un artículo de una entrevista a Juan Merodio donde hablaba sobre la “muerte” de Facebook. Como todo en la era digital: Nace, tiene un ciclo de vida, alcanza un periodo de madurez y, finalmente, se agota y muere. Que tarde más o menos tiempo dependerá del uso que hagan lo usuarios.

En cierto sentido estoy bastante de acuerdo con dicha afirmación. No sé si llegará al punto de muerte absoluta pero si al agotamiento por parte de los usuarios del día a día. Constantes cambios de algoritmo, publicaciones “dirigidas” por campañas de ads, invasión de un espacio personal por parte de las marcas… todo ese mix hace que el usuario empiece cada vez a sentirse menos cómodo.

Y es que un espacio concebido para el encuentro personal a acabado derivando en algo muy distinto.

Por un lado la invasión de las empresas tratando de hacernos “amigables” a toda costa sus marcas, productos o servicios. El “todo vale” y el “tengo que estar” mal gestionado que conlleva que haya un exceso de “ruido” que en nada favorece ni al objetivo que pretende conseguir la empresa en su estrategia de comunicación ni al usuario poniendo en valor a dicha marca, que la ve intrusiva en su espacio y que, en cierto modo, distorsiona su muro, su espacio social. Al hilo de esto no deberíais de dejar de leer este articulo de Territorio Creativo, muy interesante sobe el alcance de las publicaciones para empresas.

Por otro lado, el mundo paralelo que algunos “amigos” se montan en Facebook. Un mundo de excelencias, de vidas imaginadas, de éxitos… o de miserias, de vergüenzas, … en definitiva, de apariencias. Si, puede ser real como la vida misma, pero cuando uno se conecta a Facebook –o al menos en mi caso- trata de buscar a sus amigos, a los de verdad no a los que aparentan, a los que siempre se quejan. Trata de buscar aquella información de las empresas que pueda ser interesante, real… no aquella que te hacen consumir por los ojos.

Por eso Facebook ya no es lo que era en su origen… o al menos en el origen que creo que fue concebido y en el que todo usuario consideró que era en el momento de registro. Mis amigos, los de verdad, son los que están al otro lado del teléfono, los que están tras una llamada, los que aunque pase tiempo sin vernos físicamente parece que fue ayer cuando tuvimos nuestra última charla. Los de Facebook –mucho de ellos- son sólo conocidos… y es que hemos “relajado” mucho el concepto de amistad… y por tanto, el uso de Facebook ya no es el que era

8 ideas para escribir post que enganchen

Escribir de forma continua en un blog suele ser una tarea bastante compleja. No hablo de aquello que comienza, que todos empezamos con mucha ilusión y ganas hasta que lleva un punto de inflexión en el que el blog se convierte en una carga y de ahí al abandono el paso es inmediato. Hablo de escribir de forma continuada durante meses, años… esa tarea de blogger donde el blog se convierte en una extensión de tu día a día.

Pues bien, si escribir es complejo, conseguir que te lean creo que es todavía más difícil. Primero porque en la red encontramos mucho de todo. De cualquier temática vamos a encontrar multitud de opciones, pero no tenemos que dejarnos “amedrentar” por ello, tenemos que ser fieles a nuestra idea, a nuestros contenidos y a nuestra estrategia. Hay que buscarse un hueco en el mercado global de la audiencia.

Para ello hay que escribir que atrape al lector, que enganche. Que el lector añada a su lista de suscripciones nuestra web o que la visita a nuestro blog suponga para él parte de su rutina.

¿Cómo hacerlo? Pues aquí aporto 8 ideas que creo que ayudarán a marcar un estilo para tus post y que harán que el principio del camino tenga un buen punto de partida:

  1. Cuenta una historia. Se cercano, personal. Utiliza un lenguaje sencillo, directo y legible.
  2. Aporta información. Investiga e interactúa. Complementa la información existente. Genera debate. De aquí siempre se pueden encontrar nuevos caminos para seguir completando contenidos.
  3. Resuelve problemas. Aporta soluciones. Que tu blog sea una fuente de consulta para encontrar la solución a aquellos problemas que la temática de tu blog trata.
  4. Genera contenido de calidad. No hay que tener obsesión por publicar. Mejor dosificar publicaciones pero que el contenido esté trabajado.
  5. Escribe regularmente. No basta con publicar mucho en poco tiempo si luego estás mucho tiempo sin aportar nada. Los lectores se olvidarán de tu blog. Siempre es mejor, en la medida de lo posible, aportar contenido de forma regular.
  6. Escribe motivado. Escribir no es matemático. No podemos establecer una agenda cerrada para escribir nuestros post. Muchas veces la inspiración vendrá a visitarte cuando menos te lo esperes. Estate preparado para no olvidar esas ideas. Asimismo, revisa lo que tienes preparado para publicar. Dale tiempo de reposo al contenido para hacer segundas lecturas… pueden ser necesarias para puntualizar o completar la idea inicial.
  7. Varía tus post. Combina post cortos y directos con post más extensos. Recicla contenido publicado que siga estando vigente. Aprovecha el trabajo realizado. Esto servirá para darle mayor visibilidad a contenido que ya tenemos publicado.
  8. Busca ayuda en tus lectores. Piensa los call to action que pueden cerrar el post. Pregúntales… seguro que se puede generar conversación y, casi siempre, conversación suele ser sinónimo de conocimiento, de oportunidad de debate, de nuevas aportaciones.

Esta lista podría ser todo lo extensa que uno quisiera, pero creo que estos 8 pilares pueden ser fundamentales en cualquier estrategia para escribir post que enganchen.

Se admiten más aportaciones 😉

Métodos para generar tráfico hacia tu web

Es evidente que una de las cosas que más deseamos es que nuestra web tenga tráfico (y si es posible de calidad). Cuando se está iniciando un blog y no te conoce nadie, echarle un vistazo a Google Analytics puede ser desolador… Ni las arañas han pasado por nuestra web.

Tranquilos. Es cuestión de paciencia y de hacer las cosas bien (el dichoso contenido de calidad que hemos mencionado en algunos artículos anteriores). El tráfico poco a poco irá llegando aunque hay una serie de elementos que tenemos que tener en cuenta porque pueden suponer que las visitas a nuestro blog se vayan incrementando poco a poco, con lo que nuestra satisfacción se verá aumentada y estaremos motivados para generar más contenidos (el círculo virtuoso del blogger).

1. YouTube. Pasa por ser el segundo buscador mundial, un lugar así no podemos dejarlo escapar y obviarlo. Por ello, si tu producto es susceptible de ello, anímate a generar contenido en formato video, que quede bien claro en el mismo cual es tu web -ojo, sin ser intrusivos- y en los créditos que siempre esté tu web y forma de contacto. Igual está dándole la espalda a una canal que te puede aportar mucho tráfico.

2. Redes sociales. Dicen que las redes sociales no afectan al posicionamiento de tu web. Yo creo que sí. En la medida que generes un contenido interesante y sea compartido inicialmente en redes sociales, la gente que consuma dicho contenido puede enlazarte dentro de sus blogs/webs -recordemos que has hecho un contenido de calidad- … de forma que lo que empezó siempre un simple gesto que “supuestamente” no afecta al SEO (publicar en redes sociales) para a ser un elementos que sí afecta al SEO (enlaces entrantes). Además, a los millones de usuarios que habitamos en redes sociales nos podría interesar tu contenido… sólo tienes que pensar la idea en cómo nos lo vas a “vender”.

3. Sitios de preguntas y respuestas. Estos directorios (donde Yahoo Answers pasa por ser uno de sus máximos exponentes). pueden ser sitios ideales para colocar enlaces a nuestra web (y por ende, generar tráfico hacia la misma). La gente tiene dudas y nosotros podemos tener las respuestas a esas dudas en forma de artículos o productos en nuestra web ¿Por qué no usarlo?… ojo, aquí hay que tener en cuenta las particularidades de cada sistema (por ejemplo, Yahoo Answers no permite insertar links hasta que no hayamos conseguido un determinado nivel de participación en su plataforma).

4. Foros. Hasta la irrupción de las redes sociales, mucho usuarios tenían su forma de interactuar con el resto en los distintos foros temáticos existentes. ¿Por qué no seguir haciéndolo? Hay que encontrar el nicho donde nuestro producto/web pueda ser útil y, de forma que no sea intrusiva, podemos ir aportando valor con contenidos de nuestra web. Además, si no está implementada la restricción, es más que recomendable completar todo nuestro perfil donde incluyamos nuestra página web, de forma que si somos referentes en dicho foro, mucha gente consultará nuestro perfil y visitará nuestra web (si, somos cotillas… pero igual en esas consultas encontramos la solución a alguno de los problemas que llevamos acarreando). Una simple acción de un par de minutos (completar el perfil) puede producirnos mayores visitas a nuestra web.

5. email marketing. Seguro que el contenido de tu web es altamente atractivo y tus usuarios están deseando recibir las publicaciones nuevas. ¿Por qué no facilitarles las vida suscribiéndose a tu lista de correo? Una vez captados los mails, el uso estructurado de herramientas de email marketing pueden hacer que las visitas a tu web se incrementen de forma rápida. Pero ojo con estas herramientas y la frecuencia de envio… no seas spammer.

Hasta aquí 5 elementos imprescindibles que no debemos obviar. Hay más, pero ya serán tema de debate en otro post 😉

Cómo generar confianza en nuestra tienda online

Destacábamos 5 puntos a tener en cuenta desde el punto de vista SEO. Como comentábamos en este post, es fundamental generar confianza a los visitantes de la web, ser transparentes y no ocultar información.

Hoy hablaremos de ciertos detalles que tenemos que tener en cuenta y vigilar, ya que son de vital importancia para generar una confianza a los usuarios de nuestra web.

  • Tener siempre accesible la información de contacto. La gente quiere saber quién hay detrás de una tienda online. Ocultar dicha información o solo hacerla accesible después de arduas tareas de investigación no habla muy bien de la transparencia de nuestra tienda online
  • Comentarios. Es interesante tener activo un sistema de comentarios. Muchas de las personas que navegan buscan conocer la experiencia de terceros para dotar de credibilidad a las bondades que nosotros ofrecemos en nuestros productos. Prohibir los comentarios puede ser un punto negativo. Es evidente que se puede colar comentarios malintencionados, pero la audiencia, por lo general, sabe discernir entre esos comentarios mal intencionados. Además, si fueran ciertos, suponen un importante feedback para mejorar nuestros productos.
  • Si tenemos algún tipo de certificado que aporte confianza, debería de estar siempre visible
  • Claridad desde el minuto cero con los gastos que se pueden originar en el proceso de compra. El error común de ocultar gastos adicionales de gestión, no ser claros con los gastos de envío, etc… puede suponer en un gran porcentaje el abandono de los carritos de la compra por considerarse los clientes “engañados” ante unos precios que están manejando y que luego no son los reales.
  • El proceso de compra tiene que ser claro y conciso. El usuario quiere saber los pasos que tiene que dar para completar su proceso de compra. Si lo podemos hacer en una sola pantalla mejor, si tiene que ser en varias, que quede totalmente claro cuantas son y en qué momento estamos en cada momento.
  • Imágenes atractivas. De estos hablaremos en un próximo post, pero las imágenes de nuestros productos tienen que ser sumamente atractivas, realizadas por profesionales si fuera necesario. Lo que entra por los ojos es más fácil de vender

Todo esto, aderezado de un sitio dotado con un diseño actual, realizado con buen gusto y donde la importancia del mismo se centre en mostrar el producto en todo su esplendor y no en los artificios que rodean al mismo harán que nuestra web gane muchos puntos de cara a los ojos del usuario.

Errores habituales de posicionamiento en una tienda online

Montar una tienda online y hacerla productiva es un trabajo metódico. No basta con tener un buen producto a un precio competitivo, tenemos que conseguir que dicho producto esté al alcance de nuestros clientes potenciales a golpe de clic o de una simple búsqueda. Además, una vez que conseguimos que nuestro potencial cliente llegue a nuestra web, tenemos que conseguir atraparle y dotarle de una gran confianza.

En los dos próximos post trataremos de focalizar la atención de nuestra tienda online en dos aspectos fundamentales (posicionamiento y confianza) retratando algunos de los errores más comunes que se suelen cometer.

Existen una serie de connotaciones que tenemos que tener en cuenta a la hora de conseguir de nuestra tienda online está correctamente posicionada, de forma que bajo los criterios de búsqueda que hayamos analizado, tengamos una presencia importante.

He recopilado una serie de 5 puntos donde debemos de prestar especial atención a la hora de tener en cuenta en el desarrollo, implementación y gestión de nuestra tienda online. Estos son:

  • Evitar contenidos duplicados. Fundamental no duplicar contenidos en dos sentidos.
    • Por un lado, en los textos que definen nuestro producto hay que crear contenido original. Si usamos dropshipping o vendemos productos al alcance de otros posibles vendedores es bastante frecuente copiar y pegar la info que nos aporta el fabricante… en este caso estamos antes varias webs con contenido duplicado, lo cual es penalizado por Google
    • Por otro lado, evitar la indexación de varias URL que nos define un mismo producto. Esto puede venir definido porque a partir de la navegación de las distintas categorías de nuestra web lleguemos al mismo resultado final. En este caso, tendríamos dos URL que acceden al mismo contenido. Para este caso, habrá que usar el tag canónico para indicarle al buscador cuál es el contenido original y que este secundario no lo indexe. Le estamos avisando de que hay contenido duplicado pero que no lo tenga en cuenta.
  • Categorizar correctamente los productos. Esto es fundamental, nuevamente, desde dos puntos de vista.
    • Si ordenamos correctamente, mejoramos la experiencia de usuario ya que tendrá localizados de forma más sencilla nuestros producto, le será cómodo navegar y encontrar lo que está buscando.
    • Por otro lado, con una buena categorización de producto, optimizamos nuestra web para buscadores.
  • Utilizar palabras clave adecuadas en cada producto. Debemos de orientar cada uno de nuestros productos/categorías hacía keywords interesante, utilizando la idea de la cola larga, usando para ello keywords más específicas que nos pueden generar un tráfico de mayor calidad (y seguramente, menos competido). Desde el punto de vista SEO, un único H1 por página (con la keyword que hayamos decidido), varios H2 que incluyan esta keyword y una densidad de palabras adecuada.
  • Etiquetar correctamente todas las imágenes. Otro de los errores básico, no etiquetar las imágenes y dejarla con nombre que no aportan nada desde el punto de vista del posicionamiento.
  • Usar URL optimizadas. URL que incluyan las palabras clave en sí mismas. Ello acompañado a la etiqueta Title y Description harán que nuestras páginas se indexen correctamente.